SEXO ORAL ¿PERMITIDO O PROHIBIDO?

Pregunta Recibida: “Estimado Rab, gracias por el artículo sobre la masturbación. Pero hay algo que me ha venido atormentando por años y ahora que estoy en la raíces hebreas quiero…..

Sexo Oral: ¿Permitido o Prohibido?

Pregunta Recibida:
“Estimado Rab, gracias por el artículo sobre la masturbación. Pero hay algo que me ha venido atormentando por años y ahora que estoy en la raíces hebreas quiero encontrar una respuesta honesta. ¿Está permitido el sexo oral? ¿Se puede o no se puede?”
O.M.

Respuesta:
Gracias por preguntar y por preguntar al grano, sin rodeos. Como debe ser. Espero que mi respuesta sea también al grano y sin rodeos. Mira, la sexualidad humana es compleja. No solamente tiene la primera responsabilidad de todas, esto es la procreación de la raza, sino además, la relación íntima de los cónyuges, su realización emocional y espiritual. Di-s hizo al hombre diferente a los animales que solamente se aparean cuando la hembra está en “celos” y lista para concebir.

El hombre y la mujer son atraídos por vínculos que superan las barreras biológicas para entrar en la dimensión emocional y espiritual de una sola alma que comparten dos cuerpos diferentes. El encuentro íntimo entonces, partiendo del cuerpo, procura disfrutar la dimensión escondida en el mundo espiritual. Consecuentemente todo lo que permita ese propósito de forma legítima (dentro del matrimonio) y sagrada (sin mancilla), es permitido.

Hablando de esto explica el RaShTá (Rabino Shaul de Tarso) que el cuerpo del hombre pertenece a su mujer y el cuerpo de la mujer pertenece a su esposo y por tanto, a la hora de la consumación del matrimonio, el cuerpo de la mujer viene bajo el dominio del hombre y el cuerpo del hombre, bajo el dominio de su mujer ( I Cor. 7:4).

Sobre este principio está permitido al hombre tener acceso a todo el cuerpo de su mujer, y a la mujer, acceso al cuerpo del hombre, especialmente aquellos que están relacionados con la actividad íntima siempre y cuando ninguno de los dos se sienta ofendido por motivo de su conciencia ni dañado físicamente, tanto real como potencialmente.

Al momento que una relación sexual produce dolor o daño emocional o físico en la pareja, se vuelve prohibido. Por otro lado, el RaShTá enseñó en nombre del Ríbi, que “todo es lícito, pero no todo conviene” y por tanto, el hecho de que en principio esté permitido, no significa que sea la mejor manera, debiendo ambos, marido y mujer, hablar del asunto y llegar a un mutuo acuerdo satisfactorio sobre sus actividades sexuales.

Siguiendo la misma línea del RaShTá, el Rambam legisló que está permitido el sexo oral, aun cuando no es recomendado ( Mishné Toráh sobre Nedarin 20b, Isurei Biáh 21:9), debido al peligro del derrame de semen en vano y por esta razón lo prohíbe el Shuljan Aruj (OC 240:4), por cuanto implicaría, entre otras cosas, la intención de no causar la fecundación.
No obstante, otras autoridades establecen que si ha sido probado que la intención no es anular la mitzvá de la procreación, el sexo oral para satisfacer al hombre está permitido (Tosafot Ri”d sobre Yevamot 12b).
Conclusión

Teniendo en cuenta todo lo anterior, podemos decir entonces que en sentido general, el sexo oral está permitido probado que a) no haya derramamiento del semen en vano, según ha sido explicado por las fuentes previas, b) que no constituya un daño emocional o físico a las partes, c) que ambos estén de acuerdo en ese tipo de expresión de su amor mutuo, d) que no les afecte su espiritualidad y e) que su profilaxis extrema esté presente en el proceso.

Sin embargo, aquellos que opinan lo contrario, y se abstienen, tienen en qué apoyarse debido a los peligros latentes en el acto. Espero que esto ayude a orientarte de forma responsable.
¿Te gustó este artículo?

1
Deja un comentario

avatar
Los más nuevos Más antiguo Más votado
Gicela Gabriela Gutiérrez García
Miembro

Shalom muy buena Información y sobre todo muy bien explicado el tema y en acuerdo con el mismo y sobre todo que es realista en el tema de la sexualidad gracias!